Turismo

Riesgos graves para la seguridad de las personas y para el medio ambiente en el Monumento Natural de Las Barrancas

Posted on Actualizado enn

AccesoNuevoSenderoPeligroso
Inicio de la nueva senda en el Monumento Natural. Muy peligrosa y dañando zonas sensibles del espacio protegido.

Demandamos de la Consejería el urgente cierre de los senderos abiertos en zonas de peligro y la sustitución de las barandillas deterioradas para evitar accidentes que tengamos que lamentar.

Ecologistas en Acción de Toledo ha denunciado ante el Consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural que distintas zonas del Monumento Natural de Las Barrancas no reúnen las condiciones mínimas de seguridad exigibles para que puedan ser visitables por parte de los miles de personas que cada fin de semana se acercan a disfrutar de este espacio protegido de la provincia de Toledo.

Se da el agravante que las circunstancias de peligro han ido a más a causa de distintas actuaciones que han llevado a cabo de forma imprudente tanto la Dirección Provincial de Agricultura de Toledo como el ayuntamiento de Burujón.

El caso de la Dirección Provincial es el más grave ya que es quien debiera velar por la protección del espacio y el ordenado uso público del mismo, y, sin embargo, es quien está poniendo en peligro la seguridad de las personas y la protección de las especies que lo habitan.

En una reciente remoción de la cartelería y las zonas de uso público, la Dirección Provincial ha abierto un nuevo sendero que saca a los visitantes de la ruta acondicionada para visitar el Monumento, esto es, de la senda ecológica. El nuevo sendero abierto por la Dirección Provincial dirige a los viandantes a una zona muy peligrosa por discurrir por el borde de los cortados, con desniveles que superan en muchos puntos los 50 metros, y que no dispone ni de protecciones ni de balizas. En este nuevo sendero hay además numerosas grietas y se pueden producir derrumbes, por lo que el riesgo de accidentes es altísimo.

Además, el sendero en realidad no es tal, es una trocha provocada por el paso de cazadores y algún visitante osado sobre terrenos de particulares y del ayuntamiento, y no reúne por tanto los requisitos más elementales ni siquiera para ser sendero homologado.

El paso de personas por este sendero nuevo está ocasionando además erosión y daños en el paisaje, así como en los hábitats del Monumento Natural, ya que transcurre por zonas abruptas y de cría de especies protegidas. De hecho, desde hace años esta zona quedó fuera del diseño de rutas por el Monumento ya que es de gran sensibilidad ambiental.

Otros puntos de gran riesgo para los visitantes son las barandillas de la senda ecológica. Éstas parece ser que no reúnen las condiciones para ese fin y, tras la reciente muerte de una persona en el Parque Natural del río Mundo al vencerse una barandilla, se han instalado unos carteles avisando de que no son aptas para apoyarse. Sin embargo, estas barandillas inadecuadas llevan años instaladas y, ahora, a pesar de los carteles, siguen siendo peligrosas y debieran sustituirse por otras que sean seguras.

Ecologistas en Acción no sale de su asombro ante las desatenciones y mala gestión que recibe el Monumento Natural, el espacio más emblemático de la provincia de Toledo y el que más visitantes recibe, sobre todo después de que en los últimos años haya sido escenario de numerosas filmaciones de todo tipo.

A los problemas de seguridad para los visitantes y de protección de la naturaleza, al espacio se le suman las obras ilegales, la presencia masiva de coches en días de afluencia y una falta clamorosa de vigilancia y control de la que son causantes el ayuntamiento y la Dirección Provincial de Agricultura de Toledo.

Estas dos administraciones han desatendido una y otra vez las peticiones de Ecologistas en Acción de hacer un ordenado uso del Monumento, que debe ser gestionado como se merece. Pero ante su falta de respuesta hemos tenido que denunciar los hechos a instancias superiores como es la Consejería.

La asociación reclama al Consejero de cara a la eventual llegada masiva de visitantes para el puente que se avecina que se clausure el nuevo sendero, se retire la cartelería que lo indica, que se ponga vigilancia y que se ordenen las visitas y el aparcamiento de vehículos.

De ocurrir algo que nadie desea, la asociación hará responsables a las administraciones por no actuar con la prudencia y la diligencia exigibles en un caso tan grave como éste, en el que se pone en riesgo la seguridad de las personas que acuden al Monumento Natural y el propio espacio protegido.

Acceso libre a fotos y videos del estado del Monumento Natural:

https://photos.app.goo.gl/0GhmhyjTPZblVFID2

https://youtu.be/-icy4Rwv5Rw

NOTICIAS RELACIONADAS CON ACCIDENTES EN ESPACIOS PROTEGIDOS

Parque Natural del río Mundo https://www.efe.com/efe/espana/sociedad/fallece-un-hombre-al-caer-por-barranco-en-el-nacimiento-del-rio-mundo/10004-3569510

Monumento Natural de la playa de las Catedrales

http://www.farodevigo.es/sucesos/2018/03/30/catedratico-usc-accidente-joven-fallecida/1864392.html

Anuncios

Los humedales manchegos en alerta por alta contaminación y falta de agua en plena época de visitas.

Posted on Actualizado enn

P1020164
Aspecto actual de la laguna de Villacañas

Ecologistas en Acción alerta del mal estado de las zonas húmedas protegidas de Castilla-La Mancha, en especial en las cuencas del Tajo y del Guadiana y pide a la Junta de Castilla-La Mancha y al Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente que adopten medidas urgentes de control de riegos y de vertidos para que la situación no termine por afectar al ecoturismo.

La contaminación y la falta de agua están conformando una nefasta alianza que está dando lugar al deterioro grave y progresivo de los principales humedales de Castilla-La Mancha, particularmente en los del complejo de la Mancha Húmeda.

Visitantes que en estas fechas acuden a estas zonas para disfrutar del contacto con la naturaleza se están encontrando con la lamentable imagen de lagunas secas o de zonas, como los de las Tablas de Daimiel, donde a pesar de que haber agua apenas hay aves presentes.

En las últimas semanas se ha podido observar como lagunas como las de Villacañas, Lillo y Quero en Toledo están prácticamente secas. Y otras como las de las Tablas de Daimiel o Villafranca de los Caballeros presentan muy poca presencia de aves. Curiosamente, sólo los humedales que dependen de vertidos depurados presentan una cierta, aunque artificial, buena imagen.

La mala situación de los humedales manchegos está provocada por dos problemas muy graves y recurrentes. Por un lado, la falta de lluvias agravada por el creciente consumo de agua para regadío. Los niveles freáticos de los acuíferos subterráneos están bajando a un ritmo de 3 metros al año, y los caudales superficiales brillan por ausencia.

Por el otro, los vertidos sin depurar que siguen llegando a los cauces fluviales y se concentran en el Amarguillo, el Cigüela, el Záncara o el Azuer. Las aguas contaminadas acaban en los vasos de las lagunas fluviales y terminan por matar la fauna y flora subacuática de la que se alimentan las aves.

Esto último es lo que está pasando en las Tablas de Daimiel, donde las malas condiciones del agua favorecen la proliferación de especies de peces invasores, y donde a día de hoy apenas es posible ver algún pato. Por ejemplo, el emblema del Parque Nacional, el pato colorado apenas es visible ya en la zona cuando llego a disfrutar de una población de más de 1.500 parejas.

La mala situación de los humedales no sólo es perjudicial desde el punto de vista ambiental, sino que además puede terminar por afectar al ecoturismo que se desarrolla en torno a ellos. Una visita a cualquiera de estas zonas, y en particular a los parques nacionales, naturales y reservas, queda muy deslucida sin la presencia de agua o de aves acuáticas.

Por ello, Ecologistas en Acción reclama una mayor atención para estas zonas, y una acción decidida de lucha contra la contaminación y la sobreexplotación de los recursos hídricos. Hasta ahora tanto la Junta de Castilla-La Mancha como el MAPAMA no están cumpliendo debidamente con sus funciones de tutela y protección de estos espacios, y el resultado puede ser la pérdida de biodiversidad y de miles de visitantes, incluidos muchos extranjeros.