coto de caza

Asociación de cotos de caza ayuda a cotos con veneno en Guadalajara

Posted on Actualizado enn

Screenshot_20170618-112138

Ecologistas en Acción exige a la entidad pro-cinegética una inmediata explicación de cómo y porqué ayuda a cotos con veneno y si este tipo de ayudas se dan también en otros casos de cotos sancionados.

Ecologistas en Acción ha tenido conocimiento de que la Asociación de Titulares de Cotos de Caza con sede en Guadalajara, y más conocida como ATICA, aprobó ayudar a dos cotos de caza en Medranda y Castilblanco de Henares, provincia de Guadalajara, a resultas de que fueran denunciados por vía penal y administrativa por la presencia de veneno y la aparición por esta causa de numeroso ejemplares muertos de fauna protegida.

Según consta en una circular de ATICA sobre la asamblea celebrada el 5 de marzo de 2015 y que puede descargarse de su página web la entidad “decidió que la ayuda que se le dé al coto de Castilblanco (primero tienen que recibir la sentencia en firme) se le dará igualmente al coto de Medranda, pues está involucrado en la misma infracción”.

Recordemos que el caso que involucra a estos dos cotos revistió especial gravedad. Se descubrió en la primera semana de marzo de 2013, a partir del seguimiento de un águila de Bonelli o perdicera radiomarcada en la comunidad de Madrid. El emisor da señal de lo ocurrido y permite la localización del ejemplar muerto, momento en que se avisa a los agentes ambientales de Castilla-La Mancha  y al  SEPRONA que organizaron un operativo de localización de otros restos.

El rastreo con ayuda de la patrulla canina regional especializada en la detección de cebos envenenados permite la localización de numerosos cebos con veneno en el coto de Castilblanco de Henares y  21 ejemplares de fauna envenenados, en éste y en el coto lindante de Medranda. Entre ellos, un águila real, un águila perdicera (en peligro de extinción en Castilla-La Mancha), seis buitres leonados, junto a varios milanos, entre ellos, al menos, un milano real (especie “en peligro de extinción”), un tejón y varios zorros.

Algunos de los cebos envenenados se localizaron en la boca de madrigueras de zorro, lo que indica un uso típicamente cinegético, dirigido a eliminar, de manera masiva y delictiva, posibles depredadores de piezas de caza.

El caso ha dado lugar ya a sendas sanciones administrativas por responsabilidades “in vigilando”, una de ellas fue recurrida por el los sancionados en Medranda y ha sido refrendada por el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha, la otro no se recurrió. Así se impusieron multas de 50.000 € al coto de Castilblanco y  25.000 euros al de Medranda y la suspensión de ambos acotados por dos años. Por su parte, el asunto de la autoría sigue su tramitación en vía penal, delito que puede conllevar penas de prisión de 4 meses a 2 años.

Ante estos hechos resulta increíble que a pesar de la gravedad del envenenamiento, uno de los de peores consecuencias registrado en España en los últimos cinco años, y de que el sector cinegético y en particular ATICA aparentan mostrarse muy beligerantes contra el uso el veneno, lo cierto es que la entidad cinegética lejos de personarse y de denunciar el uso de veneno resolvió ayudar a estos cotos.

Tan grave e injustificable acción exige una explicación inmediata por parte de ATICA Guadalajara. La entidad debe aclarar sin demora en qué consiste la ayuda que se presta a los cotos de Castilblanco y de Medranda a resultas de las sanciones impuestas y, también, si esta ayuda se puede dar a otros cotos involucrados en casos de veneno.

Ecologistas en Acción demanda esa respuesta inmediata de ATICA máxime cuando esta asociación cinegética se está mostrando tan vehemente a la hora de atacar a funcionarios de la Junta que están aplicando con rigor la normativa vigente. También cabe preguntarse si puede haber relación entre las ayudas a cotos con veneno y las acciones vindicativas de Atica. ¿Han influido estos expedientes de sanción por veneno en las recientes manifestaciones habidas en Guadalajara?

Documento de ATICA ayuda a cotos con veneno, descargable en:

https://www.aticaguadalajara.com/noticias/

Circular Resumen Asamblea

Resumen de los temas tratados en la asamblea celebrada el pasado 05 de marzo con la asistencia de mas de 200 socios.

CIRCULAR ATICA RESUMEN ASAMBLEA.pdf
Documento Adobe Acrobat [151.0 KB]

(Ver al final del documento el apartado 4, de ruegos y preguntas)

Anuncios

Quebrantahuesos muerto de una perdigonada en un coto: exigimos suspensión inmediata de la caza.

Posted on Actualizado enn

WhatsApp Image 2017-03-28 at 14.46.11
Levantamiento del cadáver del quebrantahuesos por Agentes Medioambientales (Foto: Junta de Andalucía)

Ecologistas en Acción de Castilla-La Mancha y la Sociedad Albacetense de Ornitología consideran extremadamente grave la muerte a causa de un disparo de un quebrantahuesos en un coto de caza de la localidad de Yeste (Albacete) y dentro del Parque Natural del Calar del río Mundo y la Sima.

Las circunstancias en las que se ha producido esta muerte no pueden resultar más alarmantes. Se ha matado a un ejemplar de una especie declarada en peligro de extinción y que formaba parte del programa de reintroducción en las sierras de Cazorla, Segura y las Villas.

La muerte se ha producido dentro de un espacio protegido, nada menos que en el Parque Natural del Calar del río Mundo y la Sima, a la sazón parte también de la Red Natura 2000.

Todo apunta a que se trata de una muerte alevosa, ya que el quebrantahuesos no se puede confundir de ninguna manera con ninguna especie cinegética. Lo más probable es que se le haya disparado en la creencia de que podría tratarse de alguna de las especies de grandes águilas que habitan la zona, y a las que se las sigue persiguiendo ilegalmente.

El disparo con escopeta de perdigones, por las fechas en las que pudo producirse la muerte entre finales de enero y principios de febrero, se pudo producir durante la práctica cinegética de caza menor o de perdiz con reclamo o bien durante un control de predadores autorizado o no, lo que pone de manifiesto lo peligroso que es y el riesgo que suponen determinadas modalidades que no son debidamente controladas ni restringidas por parte de la Junta de Castilla-La Mancha.

Además, han pasado ya casi dos meses desde que el quebrantahuesos murió y uno desde que fue localizado y no se ha adoptado ninguna medida preventiva o que permita recuperar la zona del daño causado.

Por todo ello Ecologistas en Acción de Castilla-La Mancha y SAO exigen a la Junta de Castilla-La Mancha a través de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural que se adopten las siguientes medidas urgentes:

–          Que se suspenda la caza de forma inmediata en el coto donde apareció el quebrantahuesos y que se aplique un plan de medidas recuperadoras que palie el daño causado a la zona.

–          Que se determinen inmediatamente las circunstancias de la muerte y, en particular, cuál era el tipo de modalidad de caza que se estaba practicando en el coto.

–          Que se revisen las condiciones bajo las que se siguen permitiendo determinadas épocas y modalidades de caza en Castilla-La Mancha, pero muy en particular en los espacios naturales protegidos y en las áreas críticas de especies amenazadas sobre las cuales se viene observando un repunte de este tipo de sucesos.

–          Que se modifique de inmediato la ley de caza y el borrador de la orden de vedas para evitar riesgos de que sigan produciéndose hechos tan graves como el denunciado.

Ecologistas en Acción y Sociedad Albacetense de Ornitología están dando ya los pasos para formalizar lo antes posible su personación en los expedientes sancionados y en la causa penal que eventualmente se abra por estos hechos.

Envenenamiento de fauna protegida: una amenaza de primera magnitud para la biodiversidad

Posted on Actualizado enn

informevenenoecologistasEcologistas en Acción ha elaborado el informe ‘Casos graves de envenenamiento de fauna silvestre en España, 2010-2015’. El documento pone de manifiesto que el uso de veneno en España sigue estando muy extendido y que las administraciones no están siendo eficaces para atajar un problema que está poniendo en jaque a muchas especies. El número de casos graves registrados se mantiene en una ratio similar a la del informe precedente, hecho para el periodo 2006-2009, pero se han contabilizado un 80% más de animales afectados.

Castilla-La Mancha con un 20% de los casos y más de 117 ejemplares envenenados encabeza junto a Castilla y León la lista de comunidades donde más daño hace el veneno. Toledo la provincia con más casos, junto con Badajoz. La caza responsable de 7 de los 8 casos de envenenamiento grave registrados en Castilla-La Mancha. Milanos reales, águilas imperiales, reales y perdiceras, las especies protegidas más afectadas. La Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural está falta de medios y de resolución para atajar esta grave problema. El caso más reciente, de noviembre de 2015 en Arcicollar (Toledo) produjo la muerte de 21 animales, entre ellos 6 milanos reales y en el coto se sigue cazando como si no hubiera pasado nada.

En los 54 casos graves de envenenamiento de fauna estudiados a nivel de todo el estado español en el informe se ha confirmado la muerte de más de 900 ejemplares de diferentes especies, muchas de las cuales se encuentran protegidas por nuestra legislación. Entre las especies en peligro más afectadas por el veneno cabe destacar el milano real y el lobo ibérico, aunque siguen siendo numerosos los casos que afectan al águila imperial, el buitre negro y el buitre leonado, y especialmente dañinos los que afectan a especies tan escasas como el quebrantahuesos, el alimoche, la águila perdicera y el lince ibérico.

A pesar de su ilegalidad, el veneno se sigue empleando extensamente para matar animales predadores con fines cinéticos (en un 48,1% de los casos) y ganaderos (en un 31,5% de los casos). También, bajo un discutido amparo legal, se usa para tratar presuntas plagas agrícolas como la de topillo campesino en Castilla y León.

Si comparamos los datos obtenidos en 2006-2009 con los de 2010-2015, vemos que varias comunidades autónomas siguen acumulando buena parte de los casos, como Castilla y León y Castilla-La Mancha. Por el contrario, en comunidades como Andalucía, Canarias o Aragón se han registrado menos casos graves.

Los agentes tóxicos más habituales siguen siendo fitosanitarios como el aldicarb (en un 18,5% de los casos en el presente informe, mientras que en el de 2006-2009 alcanzó el 19,5%) y carbofurano (18,5% en 2010-2015 frente al 17% en 2006-2009), si bien ha descendido el empleo de cócteles de varias sustancias (en los que habitualmente figuran las mencionadas con anterioridad), pasando del 19,5% en 2006-2009 al 7,4% en el último informe.

Desde el punto de vista numérico, los casos más graves se han detectado en Navarra y en Castilla-La Mancha, aunque no hay que olvidar la mortalidad asociada al uso a gran escala de bromadiolona en Castilla y León, con numerosos episodios de envenenamiento de diferentes especies que aparecen frecuentemente como casos dispersos en las estadísticas.

Resulta evidente, por tanto, que el empleo de venenos como método letal e indiscriminado de control de fauna causa efectos devastadores sobre muchas especies sensibles y constituye un riesgo cierto para su supervivencia. Datos oficiales ponen de relevancia que apenas se localiza uno de cada diez casos de uso de veneno.

En el tiempo transcurrido desde el anterior informe la situación ha variado en algunas comunidades autónomas. Es de destacar el esfuerzo acometido por administraciones como la andaluza y los pasos dados en materia de imposición de sanciones, cierre de cotos y aprobación de planes autonómicos contra el veneno en algunas otras. No obstante el posicionamiento de la mayoría de las administraciones autonómicas frente al problema del veneno sigue siendo excesivamente tibio y resulta manifiestamente mejorable.

Ecologistas en Acción cree necesario incrementar los medios de vigilancia y sanción del uso del veneno. Hacen falta más agentes medioambientales y unas fiscalías implicadas. Y que todo caso de veneno, además de la correspondiente sanción penal o administrativa, conlleve la suspensión automática del coto o de la explotación agraria afectada hasta que se recupere el daño causado a las especies.

Informe ‘Casos graves de envenenamiento de fauna silvestre en España, 2010-2015’ completo en: http://www.ecologistasenaccion.org/article33690.html

Mochares, coto de caza emblemático en Castilla-La Mancha, sancionado a un año de cierre por aparición de veneno.

Posted on

Foto archivo encastillalamancha.es
Foto archivo encastillalamancha.es

La Dirección Provincial de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural de Toledo ha notificado a Ecologistas en Acción de Toledo, como parte personada en el expediente sancionador incoado contra el titular de la finca Mochares, la imposición definitiva de una sanción de suspensión de la actividad cinegética de un año por la aparición de veneno dentro del coto.

Aunque no se ha podido acreditar la autoría directa de los hechos, lo que hubiera sido además motivo de  sanción penal, sí ha quedado establecido que en el coto apareció el veneno y alguno de los animales que lo ingirieron murió de forma fulminante en el propio lugar. Ello ha permitido que se haya podido establecer la responsabilidad “in vigilando” del titular de la finca y que se le sancione por no disponer de la vigilancia adecuada ni haber dado aviso de la presencia del veneno.

La sanción está ligada al caso Nambroca, uno de los más graves detectados en España en los últimos años, investigado por los agentes medioambientales en diciembre de 2014 y que permitió la detección de los cadáveres de cinco milanos reales, cuatro aguiluchos laguneros,  un águila ratonera y varios zorros, así como de 16 cebos envenenados con pesticidas según confirmaron las analíticas posteriores.

De las tres fincas en las que aparecieron los animales muertos, Mochares es la única que tiene una intensa actividad cinegética, de hecho en su publicidad se anuncia como coto intensivo y desarrolla numerosas campañas de publicidad a través de invitaciones a personajes destacados y medios de comunicación del sector.

También Mochares era la única de las tres fincas con antecedentes de aparición de casos de veneno, aunque hasta ahora no habían sido sancionados por diferentes defectos en la tramitación de los expedientes.

Un caso tan relevante como éste pone de manifiesto la relación de la caza, y sobre todo sus modalidades más intensivas y publicitadas, con la aparición del veneno como medio para controlar predadores.

Ecologistas en Acción confía que el cierre del coto tenga efectos inmediatos y que sirva de llamada de atención a todos los cotos tentados de hacer uso de venenos u otros métodos de caza ilegales en particular en Castilla-La Mancha y en la provincia de Toledo, donde por desgracia este tipo de actuaciones siguen produciéndose con demasiada  frecuencia y provocando un daño enorme en la biodiversidad.